ISO 9001: cómo ayuda una empresa de prevención de riesgos laborales

ISO 9001: cómo ayuda una empresa de prevención de riesgos laborales

¿Necesitas una empresa de prevención de riesgos laborales para implantar la ISO 9001? En realidad no resulta imprescindible, pero te vendrá muy bien. Esta norma es la más habitual a la hora de gestionar las relaciones entre clientes y proveedores con un espíritu de calidad total y mejora continua. Cada vez está siendo más importante para las pymes, especialmente porque les permite demostrar su adecuación y cumplimiento de las expectativas y necesidades de los públicos.

Aplicable en todos los ámbitos y sectores de actividad, orienta su desarrollo hacia la satisfacción de los clientes, la gestión de los procesos y la mejora permanente en toda la gestión, incluyendo áreas como la medioambiental, la responsabilidad social y la seguridad y salud en el trabajo.

Seguridad laboral e ISO 9001

Fue en el año 2015 cuando la ISO 9001 incorporó un enfoque claramente dirigido a enfatizar y guiar el servicio de prevención de las empresas respecto a sus trabajadores. Es imprescindible tener en cuenta que el peligro es inherente a determinadas actividades y tareas, muy especialmente en ciertos campos profesionales.

Pero, también, el hecho de contar con los procesos, las herramientas, los sistemas de seguridad y la cultura empresarial adecuados minimiza enormemente los riesgos reales que deben asumir los trabajadores. Da igual el tamaño y el sector económico de la empresa en cuestión, sus profesionales nunca están exentos de riesgos, aunque solo sea en el momento de desplazarse hasta el puesto de trabajo o de moverse por el entorno de actividad en el que actúan.

Muchas empresas se despreocupan del enfoque preventivo, o lo llevan a cabo de una manera ineficaz por falta de conocimientos, recursos o interés. Estructurar y poner los medios adecuados para contrarrestar estos riesgos, en su mayoría inherentes a la propia actividad desarrollada, no solo es imprescindible por humanidad y profesionalidad. También nos supone un plus diferencial frente a los clientes, los mercados y los competidores. El retorno de esta inversión de tiempo y recursos regresa en forma de mejores resultados productivos, profesionales más implicados, confiados y seguros, menor absentismo, menor rotación de personal y, en consecuencia, mayor calidad total y mejor proyección de marca entre los públicos.

Debes saber, por tanto, que la norma ISO 9001:2015 plantea un enfoque fundamentalmente preventivo, que ayuda a gestionar el riesgo de manera inteligente y eficaz. Exige la incorporación de procedimientos de evaluación, administración, eliminación y minimización de los riesgos.

A la hora de la verdad, en muchos casos, no resulta tan sencillo armonizar la teoría con la práctica. Los especialistas en estos ámbitos pueden ayudarte a crear e implementar en tu empresa esas medidas adecuadas para garantizar una eficaz gestión de los riesgos laborales.

Por ello, contar con una empresa de prevención de riesgos laborales durante el proceso de implementación de la norma ISO 9001 puede marcar diferencias para conseguir tus objetivos de seguridad laboral en las mejores condiciones. Más allá de lograr ese sello que homologa la calidad global de tu firma, también por supuesto en materia de prevención de riesgos laborales, no debemos olvidar que están en juego la salud y las vidas de tus trabajadores.