Obligaciones de las empresas en seguridad alimentaria

¿Sabias que “el incumplimiento de los requisitos, condiciones, obligaciones o prohibiciones establecidas en la normativa específica en materia de higiene o seguridad alimentaria” está tipificado como infracción?

A continuación te contamos en detalle los puntos importantes:

Obligaciones en seguridad alimentaria para las empresas

Sea cual sea el objeto social se resumen en tres grandes apartados las exigencias que toda empresa ha de cumplir obligatoriamente respecto a la seguridad alimentaria:

1. Elaboración de un Plan de Alérgenos que haya sido adaptado y actualizado a la actividad y productos de la compañía. Es de obligado cumplimiento designar una persona responsable formada en seguridad de alimentos, disponer del conocimiento adecuado sobre alérgenos y redactar un documento –por ejemplo una ficha- donde se declaren los ingredientes o productos que se manipulan o utilizan en el establecimiento.

2. Cumplir la Normativa APPCC. Siglas del Análisis de Peligros y Puntos Críticos de Control que identifica, evalúa y controla los peligros más relevantes para la seguridad de los alimentos. El APPCC se aplica en todos los eslabones de la cadena alimentaria excepto la producción primaria, y las empresas están obligadas a la elaboración de su propio Plan APPCC y el diseño de un sistema acorde con la normativa.

3. Carnet de manipulador de alimentos, requisito indispensable para todos los trabajadores dedicados a tal fin. La Ley establece la figura de manipulador de alimentos como “toda aquella persona que por su actividad laboral tiene contacto directo con los alimentos durante su preparación, fabricación, transformación, elaboración, envasado, almacenamiento, transporte, distribución, venta, suministro y servicio”, y obliga a la obtención de un carnet para el desarrollo de su trabajo y la formación continua en una entidad autorizada por la autoridad sanitaria.

Normativa española de seguridad alimentaria

La ley define el reconocimiento y la protección efectiva e indica con claridad que “de este derecho se deriva el establecimiento de normas en materia de seguridad alimentaria, como aspecto fundamental de la salud pública.

Esta es la normativa vigente:

Ley 17/2011, de seguridad alimentaria y nutrición. Se fundamenta jurídicamente en el principio de precaución, alertas y garantías de seguridad. Su principal objetivo es anticiparse para detectar y eliminar riesgos químicos, físicos o biológicos y evaluar sus posibles procesos preventivos.

Real Decreto 126/2015 y Reglamento 1169/2011, tipificados como norma general respecto a la información alimentaria específica relacionada con los diferentes alérgenos.

Directiva Bolkestein 123/2006/CE en cuyo contenido la empresa se hace responsable de la supervisión, instrucción o formación de los trabajadores que manipulen alimentos conforme sea su actividad laboral.

– El Reglamento nº 852/2004/CE establece la orden para los operadores de empresas del sector alimentario para cumplir con el procedimiento de autocontrol APPCC.

RD Ley 202/2000, ordena la obligatoriedad de obtener el carnet de manipulador de alimentos.

Para los directivos de empresas o personas con cargos responsables en áreas de PRL, el rigor y veracidad de la información sobre seguridad alimentaria es de máximo interés. También para nosotros.